España en el Top 20 de los emisores de spam

Recientemente, era presentado el informe de spam de Kasperky donde ha sido revelada la identidad de los países emisores de spam así como aquellos lugares de la red considerados como un “campo de cultivo” para la práctica de phising.

Para quienes se inician en el uso de Internet, gestión de redes sociales o el desarrollo de acciones de marketing digital, es importante recordar los conceptos spam y phising.

→ Spam: Se considera spam al correo electrónico recibido y no deseado. Por lo general contienen publicidad desde un remitente a quien no hemos facilitado nuestra dirección de correo electrónico. Este tipo de mail también es considerado como correo basura.

→ Phising: Delito informático que consiste en hacerse pasar por un sujeto conocido con la intención de robarle datos de carácter personal (Claves, número de una tarjeta de crédito, números de teléfono…) Normalmente el phisher (Quien comete el delito) utiliza el correo electrónico, sistemas de mensajería instantánea u otras plataformas.

Si bien es cierta que ambas prácticas son consideradas una modalidad de estafa, lo cierto es que de ambas estafas, el spam está mucho más extendido que el phising, lo que no quiere decir que no se deban tomar medidas para protegerse de ambos, medidas que pasan por la formación y la prevención.

En el caso del spam, la más extendida de ambas, supone el 70.1%  del todo el correo basura que es emitido en la red, de los que por término medio el 4% suelen contener virus.

Este alto porcentaje, se debe en parte al desconocimiento de su práctica por quienes se inician en el uso de Internet para el desarrollo de sus acciones comerciales, como por ejemplo el diseño y envío de mailing informativo y newsletter a bases de datos diseñadas sin el consentimiento explícito de quienes forman parte de ella. Una falta de consentimiento que viola la Ley de Protección de Datos  (LOPD)

Pero el envío de spam o correo no deseado no sólo viola la Ley de Protección de Datos (LOPD) sino que, además:

 Viola la Ley de Protección de Datos (LOPD) por lo que se podrían emprender medidas legales contra las empresas emisoras de spam

 Daña la imagen de la empresa emisora de spam porque este tipo de correos es considerado como correo basura.

 El 4% de los archivos adjuntos en correos no deseados o spam contienen virus, lo que perjudica aún más la imagen y reputación de la empresa emisora.

 Supone una pérdida de tiempo porque estas bases de datos no responden a una demanda real por parte del receptor del correo electrónico, mermando los índices de efectividad de una campaña de mail marketing bien diseñada.

En el caso de España, según el informe de Kasperky, el 1% de todo el correo electrónico emitido es considerado spam, lo que deja a España en la 17º posición a nivel mundial en países emisores de spam. En cuanto a los países que lideran esta práctica, China y Estados Unidos se encuentran a la cabeza con una emisión de spam del 25.8% y 17.3% respectivamente.

Emisores de Spam 2012

En el caso del phising, si bien es cierto que solo supone el 0.006% mundial, es cierto que la popularización de las redes sociales ha supuesto un nuevo campo de cultivo para esta práctica. De hecho, según el informe de Kasperky las redes sociales son el escenario del 34.45% de todos los casos de phising detectados.

Phising en la red

Cifras como la anterior, vuelve a poner de manifiesto la creciente necesidad tanto de empresas como usuarios finales de formación en gestión de redes sociales y buenas prácticas a través de Internet

Formación, que en el caso de los usuarios finales debe ir encaminada a detectar casos de phising y spam y, en el caso de organizaciones al desarrollo de buenas prácticas en sus acciones de marketing en Internet y gestión de redes sociales

 

Pedro Biedma

Social Media Manager 

 

Be Sociable, Share!
Puedes dejar una respuesta, o trackback desde tu propio sitio.

Haz un comentario

You must be logged in to post a comment.