Linkedin facilitará el desarrollo de itinerarios formativos

Desde hace unos años, tanto el currículum como la carta de presentación cedieron parte de su protagonismo a blogs y redes sociales como herramientas para la búsqueda de empleo.

Lo anterior no quiere decir que el currículum haya muerto, es más continúa cumpliendo su rol de carta de presentación, es decir, el currículum aporta información sobre quienes somos y que hicimos en el pasado. Sin embargo, tanto blogs como redes sociales nos permitirá demostrar la veracidad de nuestro currículum y competencias profesionales…

Si la utilización de las redes sociales para la construcción de una marca personal solía iniciarse al finalizar el período de educación formal, que abarca desde la educación primaria hasta la educación superior, desde Linkedin han creado las “University Pages” que ofrecerá a estudiantes información relativa a Universidades y centros de formación, a saber:

→ Número de matriculados

→ Número de profesores

→ Tasa de graduación

→ Información sobre becas y prestamos

→ Empresas que suelen contratar a egresados

→ Pedir consejos sobre formación

Aunque el principal objetivo de las University Pages es la toma de decisiones sobre la Universidad o carrera a estudiar, los estudiantes que ingresen en Linkedin podrán plantear preguntas, conocer otros itinerarios formativos o las opiniones de ex-alumnos.

Además, en tanto en cuanto podrán participar en comunidades profesionales, Linkedin permitirá tanto el desarrollo de itinerarios formativos como la demostración de competencias profesionales conducentes a la obtención de un empleo o desarrollo de proyectos profesionales

 

Pedro Biedma

Social Media Manager

El desarrollo y modernización del sector agroalimentario pasa por la formación

→ “El 75% de las ofertas de empleo de la provincia de Granada son para trabajos agrícolas

 Más de 6.700 nuevos empleados en agricultura en los últimos años

 Álava destina 1.3 millones de euros a modernizar 144 explotaciones agrarias

Segovia recibirá 9.3 millones de euros en ayudas a la mejora del medio natural

Lo anterior solo es una muestra de algunos de los titulares que han podido leerse en la prensa del presente mes de agosto… Titulares que coinciden en la capacidad que tiene el sector agroalimentario para la creación de empleo y desarrollo de una industria que sin embargo tiene un problema de eficiencia por falta de formación para la incorporación de nuevos procesos productivos y desarrollo de ventajas competitivas. Una carencia que desde el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente pretenden reducir con la dotación de 495.570’80 para el desarrollo de programas plurirregionales de formación.

Sin embargo, para suplir esta falta de formación y desarrollar con éxito nuevas ventajas competitivas que redunden en una mayor productividad del sector, es necesario la definición de un itinerario profesional que parte del estudio y análisis o auditoria de necesidades formativas, tanto del sector como de los empleados que forman parte de él, porque sólo de esta forma se evitará realizar cursos de formación estériles que poco o nada contribuyan a la consecución de los objetivos: Modernización y mejora de la productividad del sector agrario.

Sea como fuere, de cara al análisis de necesidades formativas del sector agrario, hay que distinguir entre cursos de formación continua del propio sector (Ganadería, Agricultura, Horticultura y Floricultura) así como aquellos que tienen carácter transversal, como la formación en nuevas tecnologías aplicadas al sector agroalimentario.

 

Pedro Biedma

Social Media Manager

Diferencias entre la formación de oferta y la formación de demanda

La formación profesional es considerada como una de las claves para el desarrollo empresarial de un país. Por ese motivo, en los últimos años, se han intensificado el número de medidas y acciones para la promoción y desarrollo de acciones de formación para el empleo (Formación de oferta y formación de demanda)

El interés en la impartición de este tipo de acciones formativas no sólo estriba en la reducción de la tasa de desempleo, sino también en la mejora de las competencias profesionales de quienes ocupan un puesto de trabajo y por ende en la mejora de la competitividad de las empresas para las que prestan sus servicios.

Si bien es cierto que tanto la formación de oferta como la formación de demanda forman parte de las “enseñanzas no regladas” estas se diferencian tanto en su financiación como en el papel que juegan los intermediarios (Administraciones públicas, Agentes Sociales o entidades privadas)

• Formación de oferta: Se denomina formación de oferta (o formación ocupacional) porque su desarrollo parte de la Administración pública, agentes sociales, o entidades privadas.

Este tipo de formación, subvencionada por el Estado y el Fondo Social Europeo, “capacita para el desempeño cualificado de las distintas profesiones y para el acceso al empleo”

Ejemplos de este tipo de acciones formativas son:

 Formación conducente a la obtención de los Certificados de Profesionalidad

 Formación para el desarrollo estratégico de una región

 Formación para el desarrollo de nuevos sectores profesionales

 Formación para la inserción laboral de colectivos en riesgo de exclusión social

Subvenciones para la formación en “áreas prioritarias”

Subvenciones para la formaciónAunque durante el pasado mes de julio 64.866 españoles encontraron un empleo, actualmente casi 5.000.000 españoles se encuentran en situación de desempleo. Además, según declaraciones del FMI, hasta el año 2018 la tasa de desempleo no será inferior al 26%

Junto al conjunto de políticas normativas puesta en marcha, a lo largo de estos años se han desarrollado un conjunto de políticas de capacitación y recualificación profesional bajo el prisma del “Aprendizaje permanente” porque si bien es cierto que “A mayor formación menor tasa de desempleo” también es cierto que todo proceso formativo tiene fecha de caducidad, es decir, las competencias profesionales adquiridas en un momento determinado podrían quedar obsoletas en un tiempo futuro.

Esta realidad dinámica del mercado laboral justifica la existencia de planes de formación bonificada así como convocatorias Ad hoc pensadas para la recualificación profesional, garante tanto de la conversación del puesto de trabajo como de la incorporación al mercado laboral.

En el marco de lo anterior, destacan aquellas políticas orientadas a la formación de las denominadas “áreas prioritarias” de formación para el empleo y, si bien es cierto que en un post anterior se desarrollaron los perfiles profesionales más demandados en el ámbito de los contenidos digitales (e-Marketing, SEO, SEM, Community Manager…) desde el Ministerio de Empleo y Seguridad Social se han inventariado el resto de  “áreas prioritarias” de formación, a saber:

 Internacionalización de empresas

 Emprendimiento

 Innovación

 Desarrollo tecnológico de los procesos productivos

 Logística

 Eficiencia energética

Con la intención de facilitar el acceso tanto a programas de recualificación profesional como procesos de formación continua, desde el propio Ministerio de Empleo y Seguridad Social se han aprobado subvenciones por un total de 140.017.714’17 € para el desarrollo e impartición de cursos de formación para el empleo; subvenciones que serán otorgadas en régimen de concurrencia competitiva.

En tanto en cuanto el objetivo de esta nueva subvención es garantizar el acceso y desarrollo de acciones de formación continua, se ha contemplado la posibilidad de impartición de acciones formativas mediante:

 Formación presencial

 Teleformación o eLearning

 Formación mixta o blended learning

 

Pedro Biedma Jurado

Social Media Manager

Planes de formación – Convocatoria 2013

La formación para el empleo es un factor clave de crecimiento y mejora del sistema productivo y de creación de empleo mediante la adquisición de competencias profesionales por los trabajadores para hacer realidad el aprendizaje permanente.

La actual situación de crisis económica obliga a adoptar determinadas medidas y reformas que permitan favorecer la sostenibilidad del presupuesto público, a la vez que mejorar la eficiencia en la gestión, promover el ahorro y las economías de escala, así como reforzar la coordinación de los servicios públicos de empleo en todo el territorio nacional.

La Convocatoria de subvenciones públicas destinadas a financiar la ejecución de los planes de formación de oferta estatal dirigida prioritariamente a las personas ocupadas contempla la posibilidad de participar directamente en el sistema de formación profesional para el empleo a los centros y entidades de formación debidamente acreditados, así como la ejecución de planes de formación específicos vinculados a la obtención de certificados de profesionalidad.

Asimismo, la convocatoria prevé la concesión de ayudas y becas a las personas desempleadas que participen en los planes de formación dirigidos prioritariamente a las personas ocupadas.

Por otro lado, la experiencia acumulada en el desarrollo de las sucesivas convocatorias aconseja centrar la gestión en criterios de eficiencia y economía en la asignación y control de los recursos públicos, por lo que no se contempla en la presente la financiación de la formación impartida en todo o en parte a distancia y se impulsa la teleformación.

Con el objeto de mejorar la eficacia y eficiencia tanto en el procedimiento de concesión, como, en su caso, durante la ejecución y justificación de la ayudas concedidas, nuevamente se pone a disposición de los solicitantes una herramienta telemática que facilita y agiliza los trámites y garantiza en todo momento la seguridad y la confidencialidad de las comunicaciones.

Fuente: Fundación Tripartita